Los piojos viven todo el año, son resistentes y soportan temperaturas de -30º hasta los 50º. Si bien, con el calor se sienten cómodos, están más activos y viven más tiempo por estos motivos con la llegada de la primavera proliferan más.

Por otro lado, el aumento de la temperatura hace que los niños pasen más horas en el parque jugando con sus amigos. Nuestros hábitos sociales sí cambian con el buen tiempo así que damos a los bichitos más posibilidades para que se reproduzcan y se extiendan con más facilidad.

Todo esto hace que la sabiduría popular diga que en primavera hay más posibilidades de tener piojos. Empieza la temporada alta de la pediculosis y no está de más adelantarse y poner en marcha el sistema más eficaz para librarse de la plaga: la prevención.

MANTENER LA ALERTA, NO BAJAR LA GUARDIA

Una buena prevención en básica. Desde Nosa ponemos a disposición de toda la familia el del Árbol de Té, es una alternativa natural y eficaz para mantener alejados a los piojos.

 

Conoce la gama NosaProtect para proteger todas las cabecitas de casaVER

 

Una rutina de prevención básica es peinarse cada día con el spray triple acción con árbol del té, facilita el peinado y previene el contagio. También lavarse el cabello con el Champú Árbol de Té Triple Acción. Otras opciones son utilizar la mascarilla o bien la cera de peinar de Nosa. Todos los productos contienen aceite de Árbol de Té que actúa como una barrera natural para evitar el posible contagio de piojos.

DETECTAR EL PROBLEMA A TIEMPO

Paralelamente a la utilización de los métodos preventivos, el comienzo de la primavera es un buen momento para aumentar la alerta de los padres. Haz una inspección diaria de las cabezas de tus hijos. Y si ves que a un peque le pica la cabeza, pasa a la acción. En caso que aparezca algún bichito o liendre no dudes en realizar un tratamiento para resolver el problema a la primera.

ELIMINAR LOS PIOJOS
En primer lugar hay que avisar al colegio. En casa, toca revisar a toda la familia. Para los que tengan o bien liendres o bien liendres y piojos hay que seguir el plan de eliminación en dos sencillos pasos:

1. Usar la loción y el champú antipiojos.
2. Retirar los piojos muertos y las liendres con la lendrera.

Aquí encontrarás una descripción detallada de todo el proceso.

Un buen consejo, y los que habéis tenido el problema en casa lo sabréis a ciencia cierta, es realizar un segundo tratamiento a los 7 días para asegurarnos que si ha quedado alguna liendre no sobreviva. Para protegernos de la reinfestación nada mejor que incluir sprays y ceras antipiojos en la rutina de cuidados para el cabello de toda la familia.

También es conveniente limpiar todos los accesorios y objetos de la casa que han podido estar en contacto con la cabeza de cualquier miembro de la familia, podemos lavarlos con agua hirviendo o bien pulverizar con el Spray Textil Nosa Protect.